Carlos Alcaraz se convierte en el jugador con mayor progresión del top 100 y Pablo vuelve a estar entre los 16 mejores en el polvo de ladrillo francés.

Carlos Alcaraz, se ha ganado un hueco en la historia rompiendo tras 29 años el record de Andrei Medvedev siendo el tenista más joven en llegar a la tercera ronda en las pistas de arcilla. La victoria en tres sets por 6-4 / 6-2 / 6-4 ante el Georgiano Basilashvili, número 31 del ranking durante la competición, lo habrían situado en la tercera ronda del Roland Garros. Todo un hito a sus  18 años y 29 días de edad.

Y es que el murciano no solo está destacando con su precocidad, sino que también, destaca por un tenis sólido y piernas de acero. La progresión que está teniendo en el deporte de la raqueta, lo están convirtiendo en un tenista sobre el que poner el foco de atención.

Por su parte, Pablo Carreño alcanzó de nuevo octavos de final en el Grand Slam tras derrotar a Steve Johnson con un tanteo de 6-4 / 6-4 / 6-2 en la Simonne Mathieu, a pesar de los problemas que tuvo en la espalda y el abdominal.

El asturiano nos sigue emocionando con un tenis prácticamente impecable durante toda la temporada llegando por tercera vez a octavos en el Roland Garros, ganando en Marbella y llegando a semifinales en Montecarlo.

Los dos tenistas nacionales, han firmado un año excelente, siendo este incluso mejor que el anterior sumando victorias que son importantes para el hoy, y el mañana del tenis.